Guardavidas (poemario)


 

Me pasaba las tardes haciendo mañanitas,
resoñando apolillados recuerdos,
tejiendo presentes casi siempre
decoloridos o teñidos de sepia.

Me pasaba las tardes amasando
budines y panes, alimentando
la pequeña esperanza
de no perder jamás
aquel dulce perfume que aromaba
de la vieja casa de los abuelos.

Leandro Murciego

(Guardavidas)